9 nov. 2011

Loy Krathong, Tailandia.

La noche de luna llena del mes de noviembre tiene un significado muy especial en Tailandia.
Aunque de formas distintas, los habitantes de los pueblos de todo el país celebran el conocido  Loy Krathong creando pequeñas balsas o lámparas que iluminadas por una llama se llevan la mala suerte con ellas, siempre según sus tradiciones.
Adaptado por los budistas a partir de un festival brahmánico, esta ceremonia simboliza con la circulación de las balsas por el río (o las lámparas por el cielo) la superación de los rencores y debilidades que habitan en nuestro interior, permitiendo así empezar de nuevo sin ellos.
Además, muchos tailandeses cortan sus cabellos y las uñas de sus manos para hacerlas flotar en las balsas, simbolizando todo lo negativo de uno mismo que queda atrás.
Sea en un río o en el cielo, lo que es indiscutible es la belleza de esta celebración.

No hay comentarios: